Escrito por: Gregorio Casas.

La clase dominante mexicana es cínica y cruel como pocas en el planeta. Se comporta peor que los conquistadores españoles con los indios originarios. En contraste, los dirigentes reformistas de las organizaciones de masas del país son más sumisos y pasivos que sus homólogos.

El gran dirigente y teórico marxista Ted Grant citaba frecuentemente la biblia (pese a ser ateo), y en particular le dedicaba Lucas 16:13 a los dirigentes reformistas:

Ningún sirviente puede servir a dos amos;

Porque odiará a uno y querrá al otro, o será fiel

a uno y despreciará al otro. No se puede servir a

Dios y a las riquezas.

Desafortunadamente en Morena y sobre todo en el PRD tenemos muchos dirigentes que ahora llaman a “revisar la reforma” y no a abrogarla como piden los docentes en lucha. Dicen servir a los profesores activistas y a quienes no participan, mientras que por otro lado se habla de amnistía a la mafia del poder, para que días después se desdigan y así hasta el infinito, la ley del zigzag, buscar el amor de los de arriba y los de abajo.

Nada nuevo bajo el sol. Son tan estrechos que no ven que antes de ellos otros reformistas creyeron lo mismo y cayeron en desgracia. Una y otra vez retornan al mismo error, igual que los sectarios ultraizquierdistas quienes, una y mil veces cometen los mismos errores organizativos que les impiden crecer. Los reformistas y las sectas siempre convergen. El mismo marxista para describir a los segundos citaba Proverbios 26:11 “Como el perro que vuelve a su vómito es el necio que repite su necedad”.

Cuando las masas salen a luchar no saben exactamente que quieren pero saben lo que detestan con precisión. El deber de los dirigentes de nuestro partido es dar una línea política correcta y sobre todo esclarecer las razones de la lucha.

Hasta el día de hoy los camaradas de la CNTE han mostrado el musculo como ninguna organización sindical en la historia de este país. Sin embargo, como explicó Sun Tzu en su “El arte de la guerra” ningún ejército gana afrenta alguna sin conocerse a sí mismo y su enemigo. El problema de este movimiento es que no tiene dirigentes que les muestren sus debilidades y poderes. Sin duda alguna, uno de ellos es no conocer a profundidad las verdaderas razones de la reforma educativa.

La “Reforma educativa” no es un fenómeno mexicano, es la expresión mundial de la bancarrota global del capitalismo. Los banqueros para evitar el colapso del sistema han robado la seguridad social de los trabajadores de país en país, en cada cual de una u otra forma. En México, la reforma educativa es el robo de las pensiones de los trabajadores en activo y desempleados, no solo del sector educativo, sino de toda la clase trabajadora.

Aquí está la trampa de la burguesía mexicana, nos oculta el robo de las pensiones de los trabajadores y nos miente al hacer ver este robo del milenio como una cuestión académica.

Esta es nuestra debilidad, que nuestro movimiento solo es magisterial en vez de englobar a toda la clase trabajadora, no por solidaridad con los maestros, sino por defensa de todos nosotros.

En Grecia el movimiento engloba a todos los trabajadores porque todos tienen claro que se quedarán sin seguridad social. En México no ocurre esto, no solo porque la CNTE no lo difunde, sino porque no lo sabe. Este es el deber de los dirigentes de Morena, sin imponerse a los maestros en lucha debe dar esta perspectiva en vez de llamar a revisar la reforma.

La reforma educativa es el déficit de 10 billones de pesos mexicanos correspondientes a los ahorros de las jubilaciones de 53 millones de cuentas de la CONSAR, de las cuales, solo 26 millones de ellas están en activo. Las restantes, un poco más de la mitad, están inactivas. Estas cuentas son de trabajadores desempleados. La reforma educativa deja a estos últimos en el desamparo, ni siquiera se les considera.

Actualmente, de los 10 billones que deberían de estar en el CONSAR solo se encuentran 3 billones (que seguramente se usaron en el 2008 para salvar el sistema bancario mexicano), de estos 3 billoncitos, el 50.8% se utilizan para solventar los gastos regulares del país antes costeados por PEMEX.

No daremos más detalles. Para ello recomendamos la lectura del folleto “El robo del milenio. La reforma financiera llamada “educativa”. Concluyó diciendo que no hay forma de regresar a los trabajadores su pensión si no se expropia la banca, las grandes tierras y la industria pesada. Hoy más que nunca sólo el socialismo salva.

Periódico Revolución
Sobre el Autor: Periódico Revolución
Es una publicación impresa y digital, como un esfuerzo de Morena Socialista para recuperar la teoría marxista al interior del partido morena.